[vc_row][vc_column][vc_column_text css=”.vc_custom_1550592773312{margin-bottom: 0px !important;}”]

Regresar al colegio después de las vacaciones de verano puede ser estresante para algunos docentes. Sin embargo, la vuelta a clases también puede ser una oportunidad para realizar pequeños ajustes o cambios significativos en tu sala de clases.

Y es que, sabemos que incluso durante el tiempo libre, la mayoría de los profesores están buscando nuevas formas de mejorar sus clases para el próximo año. Por eso, hemos preparado estos 5 consejos para que el regreso a clases sea más llevadero este 2019.

1. Probar y probar

Los grandes profesores están constantemente buscando nuevas ideas y métodos para aplicar en su sala de clases. Nuestra recomendación es que para este 2019 no tengas miedo de probar una nueva estrategia pedagógica. A veces funciona, a veces necesita ajustes y, a veces, debe desecharse por completo. Un buen docente debe permitir que las experiencias, tanto buenas como malas, guíen su enfoque general de enseñanza.

2. Es un nuevo año

Profesores, nunca inicien el año escolar con ideas preconcebidas. Cada estudiante que ingresa a la sala de clases merece la oportunidad de ser visto como una pizarra limpia, lista para recibir nuevos aprendizajes. Un docente que tiene nociones preconcebidas sobre sus alumnos puede ser perjudicial para el desarrollo general de la clase. Date la oportunidad de iniciar este año desde un lugar de apertura.

3. Fijar metas

Plantea un conjunto de objetivos que deseas que tus estudiantes alcancen. Pero atento, los docentes también deben tener una lista de metas personales para mejorar en áreas específicas. Tener metas de cualquier tipo te dará algo por lo que trabajar. También está bien establecer metas junto con tus estudiantes. Tener un conjunto de objetivos compartidos ayudará tanto a docentes como a alumnos a trabajar más duro para alcanzarlos.

Solo recuerda: cada estudiante tiene sus propias necesidades educativas. Las metas que establezcas para un estudiante pueden no ser aplicables para otro, así que debes estar siempre atento.

4. Estar preparado

El año escolar comienza con la preparación. Los docentes que esperan hasta el último momento para tener todo listo tendrán un año difícil. Los profesores jóvenes necesitan más tiempo de preparación que los que ya tienen experiencia en aula, pero incluso ellos deben dedicar bastante tiempo a prepararse para el nuevo año escolar si planean tener un buen año.

5. Los apoderados: ¿aliados o enemigos?

Lograr que los apoderados confíen en que, como docente, tienes el mejor interés en que sus hijos mejoren sus aprendizajes es de suma importancia. Haz esfuerzos adicionales para ponerte en contacto con ellos durante las primeras semanas. Además de las notas o boletines informativos, intenta comunicarte personalmente programando reuniones de apoderados.

Sabemos que los padres pueden ser tu mayor aliado o tu peor enemigo. Invertir tiempo y esfuerzo anticipado para que estén de tu lado hará que este 2019 sea mucho mejor para ti y tus alumnos.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]